13 de marzo de 2007

¡Póngale chile!

En un restaurante oriental en estos rumbos nunca puede faltar:

Salsa Sriracha

Y esto es como la salsa de soya Kikkoman, la misma botella de la misma marca está en cada mesa de casi todo restaurante. La verdad es que es muy buena, una buena cantidad de esta salsa en el Phö hace que pase de una sopa ordinaria a un caldito picante. A falta de un buen Menudo pues está el Phö para la cruda.

1 comentario:

I dijo...

no me gusta esa salsa, me da una ligera depresión su vista y sabor
pero bueeeno tienes razón, a falta de